Barrio Mío

¿Por qué se llamarán así?

Estamos tan familiarizados con los nombres de las calles que transitamos en forma cotidiana, que es muy difícil que nos detengamos a pensar a qué o a quién responde su denominación. Alguna vez es posible que nos lo hayamos preguntado y hasta averiguado, aunque lo más probable es que después de hacerlo, nuevamente nos hayamos olvidado. De ninguna manera es descabellado, por lo tanto, no poder relacionar la calle con la persona a la que homenajea. En este artículo, apellidos y arterias, volverán a unirse, mediante una primera entrega en la cual, se harán referencia a aquellas interiores paralelas que van desde un límite hacia otro de Colegiales, más concretamente, desde Álvarez Thomas hasta Cabildo.
Así, veremos que Agustín Delgado (¿1790?-1859) fue un funcionario y redactor de «El Mensajero Argentino», diputado por Mendoza en el Congreso General Constituyente de 1853. Gobernador delegado de esa provincia y presidente de la Convención Provincial Constituyente de 1854.
Enrique Martínez (1789-1870) era un general de nacionalidad uruguaya. Combatió durante las invasiones inglesas en Guardia Vieja, Chacabuco, Curapaligüe, Gavilán, Talcahuano, Maipú y la expedición a Perú. fue Ministro de Guerra del Gobernador Balcarce en 1833.
José Superí (1790-1813) fue un coronel que combatió durante las invasiones inglesas, en Las Piedras, Tucumán, Salta, Vilcapugio y Ayohuma, donde murió en acción, con sólo 23 años.

Superí y Virrey Loreto.

Pedro Conde (1785-1821) un coronel que combatió durante las invasiones inglesas; en Chacabuco, Cancha Rayada, Maipú y en la primera etapa de la campaña del Perú.
El Capitán General Ramón Freire Serrano (1788-1851) fue un militar chileno, que combatió en la guerra de la independincia, en las batallas de Gavilán, Talcahuano, Cancha Rayada y Maipú.
José Matías Zapiola (1780-1874) también fue militar; en su caso, organizador del Regimiento de Granaderos a Caballo; combatió en Chacabuco y Maipú; organizó los elementos navales que actuaron en la guerra contra el Brasil; fue comandante general de Marina en 1825, 1852 y 1858; y ministro de Guerra y Marina de Valentín Alsina de 1857 a 1859.
Emilio Conesa (1823-1873) fue un militar que llegó al rango de general y combatió en las batallas de Quebracho Herrado, Rodeo del Medio, Caseros, Cepeda y la guerra con Paraguay. En sus últimos años fue diputado nacional.
Ambrosio Crámer (1790-1839), un coronel con antepasados franceses que combatió en Chacabuco, intervino en la campaña a Tandil (1823) y en la expedición a Bahía Blanca (1824) acompañando al general Martín Rodríguez. Falleció en Chascomús, combatiendo en una batalla librada contra las fuerzas de Prudencio Ortiz de Rosas.

Crámer entre Palpa y Aguilar.

Celestino Vidal (1780-1845), fue general que combatió en la expedición al Paraguay
de Belgrano y en el Ejército Auxiliar del Perú en 1814; por otra parte actuó como diputado a la Legislatura de Buenos Aires en 1827, 1831 y de 1833 a 1844; fue jefe del Regimiento de Patricios de Buenos Aires en 1840.
José Moldes (1785-1824) un coronel, teniente gobernador y subdelegado de la Real Hacienda de Mendoza en 1810 y 1811. Combatió en Tucumán, fue diputado por Salta y Jujuy en la Asamblea de 1813. También fue diputado por Salta en el Congreso de Tucumán.
José de Amenábar (1784-1893) fue un sacerdote santafesino, miembro, de la Asamblea de 1813 y del Congreso de 1826; fue gobernador delegado de Santa Fe en varias oportunidades.

Amenábar y Virrey Olaguer y Feliú.

A Ciudad de la Paz, en principio, se la denominó General Paz en honor a José María Paz, militar argentino que combatió, por ejemplo, en la guerra con Brasil. Cuando la avenida que divide Capital de Provincia recibió su actual nombre, la calle de nuestro barrio pasó a llamarse Ciudad de la Paz.
Por último, Martín Zapata (1811-1861), fue un jurisconsulto, diputado por Mendoza en el Congreso Constituyente de 1853.

Foto principal: Delgado y Zabala.

Deja un comentario